Premio Nacional a las Cocinas Tradicionales Colombianas

En la ciudad de Riohacha se llevó a cabo la deliberación y premiación de la convocatoria del Premio nacional a las cocinas tradicionales colombianas, que busca rescatar los saberes culinarios tradicionales de las diferentes regiones del país. 

El premio cuenta con dos categorías: la primera, de reproducción, busca destacar una preparación tradicional, elaborada con productos representativos tanto de la identidad como de la biodiversidad de la región. En esta categoría el grupo ganador del primer lugar fue Cocineras de Sueños Ancestrales del departamento de La Guajira con su receta “Chiquichiqui”. El segundo lugar lo ocupó el grupo Katíos proveniente de la región del Alto Sinú de Córdoba con la receta “Guartinaja: comida tradicional Embera”. El tercer lugar fue para el Colectivo Pacífico con su receta “Seco de cogollo de naidí con chaupiza” del Pacífico colombiano. 

El jurado, integrado por la antropóloga Inés Cavelier Franco, el cocinero e investigador Alex Quessep Feris y el arquitecto y Director de la Escuela Taller de Popayán, Álvaro Montilla Vega destacaron de la propuesta ganadora del primer lugar: “cómo un plato se asocia a momentos singulares y en especial con la felicidad de los niños, más ahora cuando su supervivencia corre peligro. El plato narra un proceso de desarraigo de la localidad del tabaco en La Guajira y esta tradición, junto a las semillas de maíz cariaco morado es hoy en día de las pocas evidencias de memoria con que cuentan. Este reconocimiento es un llamado a la solidaridad con las comunidades que pierden sus territorios y tienen en riesgo su identidad”. 

La segunda categoría, es la de innovación; en ella se premia la recreación a partir de una receta original que conserve los ingredientes, las técnicas de preparación o los saberes de la cocina colombiana. En esta categoría, el grupo ganador del primer lugar fue Mutalitos con su receta “Mutal Valletenzano”, proveniente del departamento de Boyacá. De esta propuesta el jurado destacó: “el equilibrio que presenta este proyecto entre el valor de la tradición, la interpretación de la simbología y las técnicas de innovación. Los valores tangibles del campo, del campesino, de los ingredientes y del cocinero son los aspectos a destacar de esta propuesta. El plato es la manifestación de un territorio que contiene el hombre, la tierra, la siembra, la cosecha y el alimento. El mutalito nos muestra que el tiempo es el ingrediente fundamental del plato”. 

El segundo puesto en esta categoría fue para la receta “Gallina enjalmada acompañada de sango de arracacha con hogao y ensalada de cidra con chulupa, pimentón, zanahoria, cilantro, sal y azúcar”, representando a la cocina paisa montañera y el tercer lugar para el proyecto “Viudo enterrado”, práctica culinaria propuesta por el grupo Los Pinaos del departamento del Tolima. 

El estímulo a las Cocinas Tradicionales Colombianas en sus dos categorías otorgó recursos por 80 millones de pesos así como el cubrimiento de los costos de desplazamiento y hospedaje para visitar dos escuelas taller del país, en la cual los grupos ganadores del primer lugar dictarán talleres en los que se enseñará y divulgará su propuesta. En el marco del Premio, el Ministerio de Cultura realizó una muestra que destaca la cocina rural riohachera y que rescata las prácticas tradicionales culinarias así como el uso de la biodiversidad con fines alimentarios como aporte a la nutrición de las comunidades del departamento de La Guajira. Con este encuentro se logró contribuir en la recuperación y visibilización de los saberes de la cocina tradicional guajira, necesarios para el fortalecimiento de las comunidades y el mejoramiento de la calidad de vida.

Por prensa Mincultura de Colombia

Comentarios