Sabores Aborígenes Venezolanos

Sabores aborígenes nace en el 2009, de la mano de Lucy Quero, quien recientemente se había jubilado de su trabajo y quedó con ganas de seguir activa, Siempre había sentido agrado por la cocina sin embargo nunca la hizo su oficio, sólo un entretenimiento. A través de Sabores Aborígenes busca recordarnos que la gastronomía de un país es parte fundamental de su cultura. 

Luego de haber trabajado con el chef Nelson Mendez, en la creación del marco legal de la Fundación Cocina Amazónica, y de colaborar con él en charlas y en apoyo a la publicación del libro “Saberes y Sabores de la Gastronomía Indígena del Estado Amazonas” en el año 2010, se percata de que estos productos, que llamaban la atención del público, no se conseguían en el mercado caraqueño. Es allí cuando nace la idea de formar una empresa que se encargue de lograr este objetivo. 

“La despensa del futuro” Luego de dos años, Sabores Aborígenes, cuya finalidad es “dar a conocer los sabores que tienen nuestros indígenas y que el 99% de la población no conoce” tal como afirma su creadora y tras mucho tiempo de hacer labor social en Amazonas, Lucy Quero se dio cuenta de la gran cantidad de alimentos que los indígenas exponen en sus mercados locales y que no tienen salida. A partir de allí, se surge esta relación comercial entre Sabores Aborígenes y la tierra indígena.

Al comenzar la manufactura de estos alimentos, en el 2010, nacieron las mermeladas y harinas de productos como el copoazu y pijiguao, yuca, mañoco. Esta empresa, que comenzó haciendo servicios de catering y exponiendo la mercancía indígena en festivales gastronómicos, ahora reparte sus productos en 3 locales en Caracas y la meta es construir un local propio donde vender, al igual que entrarle al mercado de otros estados a nivel nacional. 

“Tener un espacio donde se puedan tener charlas y donde se puedan procesar en vez de 30 cajas 150 cajas. Dictar charlas a las escuelas de cocina, donde nuestros chef tengan el conocimiento de que en nuestra Amazonía está la despensa del futuro y hay muchos sabores por descubrir” dice Lucy Quero que son sus metas a cumplir. 

“Con nuestras raíces vas a lograr muchas cosas” Los productos que comercializa Sabores Aborígenes, provienen del Amazonas, dondelas etnias Piaroa y Jivi surten a la fundación de alimentos que luego son empacados o procesados para su venta. 

El tupiro, copoazu y arazá, copura, pijiguao, bachaco támari, hormiga limonera yubia, son algunas de las mercancías que cada sábado se transportan a Caracas para su comercialización. También, los Pemones del estado Bolívar surten de las materias primas para el Kumache y la Catara, el bachaco culón y el ají cereza. 

Cada comunidad indígena tiene pleno control de sus productos, del precio y de cuánta cosecha es apto vender, siempre procurando cuidar su ecosistema. 

Sabores Aborígenes, autosustentable No es sólo una empresa comercial, sino que también realiza labor social en zonas rurales del Amazonas donde se encarga de llevar juguetes, libros, ropa a los niños y escuelas de esa zona. Como fundación privada, la gran labor que realiza no sólo se queda en vender los alimentos traídos del sur de Venezuela, la presencia de Sabores Aborígenes se ha visto plasmada en el catering de la película Cenizas Eternas y el film Libertador. 

También continúa exponiendo sus productos en eventos como el Gourmet International de la universidad metropolitana, el festival Son Gourmet y el Salón Internacional de gastronomía (SIG). 

Es muy importante la labor de esta fundación. La alimentación diaria del venezolano dista mucho de sus sus raíces indígenas, salvo por el consumo de la arepa, el casabe o las caraotas. Y a través de trabajos como el que hace Lucy Quero, se trata de recuperar una cultura alimenticia ancestral, que trae consigo los nutrientes y el sabor de la tierra venezolana.

Fotografía de KanoboSur 
Lucya Quero, fundadora de Sabores Aborígenes Venezolanos

Comentarios