Los organismos de la ONU con sede en Roma piden una transformación urgente de los sistemas alimentarios

El Comité de Seguridad Alimentaria Mundial (CSA) abrió hoy su Sesión plenaria, que coincide con la estela del consenso internacional sobre los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible y el Acuerdo de París sobre el Cambio Climático, con el objetivo de avanzar en la acción coordinada para transformar los sistemas alimentarios y la nutrición a nivel mundial. 

"Más de la mitad de la población mundial sufre de una o más formas de malnutrición", incluyendo el hambre, la carencia de micronutrientes y la obesidad, aseguró el Director General de la FAO, José Graziano da Silva, a los delegados que asistieron a la reunión anual del principal foro para la formulación de políticas globales sobre seguridad alimentaria y nutrición. "Los sistemas alimentarios –dijo- fracasan de forma patente en ofrecer una alimentación sana a la gente. Y si los sistemas alimentarios son el problema, el CSA es dónde hay que buscar soluciones".

Los objetivos clave de erradicar la pobreza extrema, el hambre y todas las formas de malnutrición para 2030 deben lograrse, según Graziano da Silva, en "un contexto cada vez más adverso, donde el crecimiento demográfico, unos recursos menguantes, el cambio climático y la urbanización pondrán a prueba nuestra capacidad de encontrar nuevas formas de trabajar e interactuar . El esfuerzo, dijo, requerirá "una amplia alianza”. 

"Tenemos que hacer más, hacerlo mejor, más rápido y juntos ... para transformar las zonas rurales en lugares donde la gente pueda vivir una vida plena y afrontar un futuro brillante. Donde todos y cada uno de los 3 000 millones de habitantes de las zonas rurales del mundo sean capaces de adaptarse al cambio climático. Donde cada día comience y termine con el acceso a alimentos nutritivos y abundantes", señaló Kanayo F. Nwanze, Presidente del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA), en su discurso ante el CSA. 

"Debemos renovar nuestros esfuerzos para construir sistemas alimentarios más duraderos, más capaces de soportar los cambios del clima y los fenómenos meteorológicos extremos y de responder a las necesidades nutricionales, aumentar la resiliencia de nuestros sistemas alimentarios, mitigar los riesgos, y garantizar que estamos más preparados para las crisis del clima en el futuro", dijo por su parte Elisabeth Rasmusson, Directora Ejecutiva Adjunta del Programa Mundial de Alimentos (PMA), señalando que este esfuerzo requerirá la intervención de las diversos partes implicadas. 

En su discurso de apertura, la Presidenta del CSA, la sudanesa Amira Gornass, hizo hincapié en que "la construcción de sistemas alimentarios sostenibles es, en esencia, trabajar para lograr los objetivos de seguridad alimentaria y relacionadas con la nutrición de la Agenda 2030".  

Un debate global Además de actuar como órgano rector del sistema de las Naciones Unidas para los debates sobre la seguridad alimentaria y la nutrición, el CSA está estructurado para permitir que intervengan en las decisiones sobre políticas los participantes de la sociedad civil, el sector privado, otros organismos de la ONU y las instituciones financieras internacionales, organismos de investigación y otros actores no estatales. Esta Sesión plenaria, la número 43, ha establecido un récord con más de 1 400 participantes registrados. 

Durante esta semana de trabajos hay previstos una serie de eventos paralelos y un foro sobre la urbanización, cuestión cada vez más importante para la seguridad alimentaria y la nutrición. Los delegados deberán aprobar también dos series de recomendaciones sobre políticas, una con respecto al papel de la ganadería en el desarrollo agrícola sostenible y la otra sobre la importancia de vincular a los pequeños productores con los mercados.

Por prensa la FAO

Comentarios